Especial: Los mejores discos del 2018 -una lista arbitraria y sin rigor científico-

[Por David Rangel y Beto Sigala]

En medio del remolino cotidiano, la música que nos agrada encontró la forma imponerse al hastío de las crisis humanas, políticas y existenciales. Mientras nuestros dilemas continúan o se agravan en el 2019, el arte debe seguir siendo ese espacio de oxígeno que nos ayude a no morir culturalmente ante tantas invasiones de la música de plástico. En esta lista hay 12 discos – aunque pudieron ser una quincena- que conforman momentos, descubrimientos y estados de ánimo por los que rondamos los integrantes de este proyecto a lo largo del año que agoniza. Que 2019 sea mejor en la parte musical, es mucho pedir, para mi la cosecha de este año tuvo frutos geniales de creatividad musical.

The Damned – Evil Spirits
Desde el primer disco de punk oficialmente editado, hasta este 2018 de tinieblas en el que la humanidad (como nunca) atraviesa una coyuntura desesperanzadora, hay demasiada historia que contar. The Damned no sólo ha hecho punk rock, goth rock, postpunk o cualquier cosa con los que se les etiquete, ademas, esta banda británica ha sido un piedra fundamental de la subcultura oscura dentro de la música. Dave Vanian es quizás nuestro vampiro predilecto y su regreso con Evil Spirits (2018) es un deleite tanto para los que vivieron en aquella época del génesis del punk, como los que disfrutaron su renovado estilo en los ochenta con Phantasmagoria, o los que nos clavamos con esta banda legendaria recién en los 2000 con Grave Disorder. Evil Spirits se siente como un cápsula del tiempo, una oda redentora para el rock y para todos aquellos que ahora sepultan a este género en su capacidad de arte y gestor de cambio. Dave Vanian y Captain Sensible deben tener un pacto extraño con la música, porque en un tiempo casi condenado, ellos encuentran los riffs y las ideas para seguir sonando frescos. Es una contradicción reseñar un disco como este, mejor habría que difundirlo para que llegue a más escépticos del mundo.

CS677241-01A-BIG.jpg

Shame – Songs of Praise
La mayoría de nosotros no estuvimos presentes cuando Gang of Four y The Fall eran puntales del movimiento postpunk y contribuían a definir una estética y un sonido. Aún hoy, este tipo de bandas siguen creando fascinación en muchachos que recién nacieron en los noventa, pero que han comprendido bien el rol de la gran bretaña en la evolución de este estilo. Shame es el caso de jóvenes debutantes que por momentos aborrecen tanta corrección política y se enfrentan al choque inevitable de la batalla de los sexos y los escalofríos que provoca un mundo tan contradictorio. Songs of Praise no sólo es un brillante debut, también es capaz de ser un tremendo homenaje a la tradición postpunk inglesa, y una separación de las bandas rusas o italianas que proliferan cada día más. Songs of Praise es a veces iracundo y otras tanto es rock esteta más suave. El disco ya no escandaliza a nadie, pero en sus discursos tiene una gran capacidad de ironizar de una manera inteligente sobre lo feo que se ha puesto la realidad del 2018, es por eso que el track ‘Lampoon’ es un buen himno satírico de estos tiempos.

a0821187663_10.jpg

Lebanon Hanover – Let them be Alien
Si hay un proyecto musical de la actualidad que sabe capitalizar la alienación y la desdicha de vivir en un mundo con motivos de sobra para deprimirnos, ese es precisamente Lebanon Hanover, quienes con su sabiduría adquirida por los años y la certeza creativa que les ha dado un disco como “Tomb For Two” (Una pieza sobre la disfunción de la humanidad y la melancolía) tienen la confianza para regresar a hacer música en el sendero que William Maybelline y Larissa Iceglass han pulido con el tiempo. Cada track de este fonograma es ejercer el derecho de comentar sobre los lados oscuros de lo cotidiano con una opinión fuerte, sombría, que en ocasiones también rescata un mesurado e inteligente humor negro. Lebanon Hanover utiliza el descontento que crece en la juventud de este mundo para darle una banda sonora al aislamiento voluntario; todo esto como una forma de rebeldía que ya ha sido asimilada por muchos de sus seguidores, por eso se explica al darkwave como un fenómeno global que ha cobrado un nuevo vigor; este dueto y este disco son confirmaciones de esto.

a4170177634_10.jpg

Screature – Old Hand New Wave
“Old Hand New Wave” es de los discos infrabvalorados del 2018, algo inadvertido en nuestro México, pero de fuertes vínculos con la escena de ese lugar de los Estados Unidos (California) que recientemente es un bastión de proyectos muy interesantes que tienen que ver con el postpunk. Screature hace un rock siniestro animoso con muy buenos riffs y coros memorables. Liz Mahoney tiene una voz grave que se apropia del vacío para hacer líricas sustanciosas sobre espacios donde se filtra cada vez menos luz. El álbum se compone de once consistentes tracks llenos de distorsión que en ningún momento fastidian y que van envolviendo al escucha en una masa espesa, fría, llena de magia, calderas, gatos negros, muerte y superstición; sus músicos han hecho un clan de brujería que te lleva por medio de lamentos y rock a una animación suspendida. “Old Hand New Wave” es un disco muy prolífico que sobresale porque además de ser una madeja de asuntos mortuorios, posee una importante fuerza propia. Seguramente hay elementos familiares en su música, pero también maneja de muy buena forma un estado de ánimo enfadado y singular. Es una protesta contra la falsa esperanza de la felicidad.

a0159587633_10.jpg

Kælan Mikla – Nótt eftir nótt
Con poco más de cinco años de existencia el trío originario de Reikiavik, ha creado una tercera placa memorable. Una parte del encanto y el aura de que entramos en una dimensión distinta con la música de Kælan Mikla es que sus integrantes han optado por cantar en su lengua materna, alejándose de la tendencia a hacerlo en inglés para tener mayor alcance comercial ( dentro del rango del género) y comprensión. En este caso, y como en muchos otros- por ejemplo She Past Away- la inmensa diferencia lingüística no resta un ápice a su apreciación, más bien es uno de los ingredientes que los hace diferenciables dentro del panorama musical, ya que crea cadencias, sonidos y melodías vocales que no se encuadran dentro de los cánones que impone la hegemonía cultural y económica de los países anglosajones. ‘Nótt eftir nótt’ es sin duda la consolidación del trío islandés y un invitación a los rituales de medianoche y al baile en las tinieblas.

a3377551444_10.jpg

King Dude – Music to Make War to
Después de un gira considerable por Estados Unidos, Europa y algunas partes de América Latina, King Dude realizó “Music to Make War to”, marcando una brecha con sus anteriores trabajos. Sex (2016), su joya más reconocida hasta el momento, tiene un aire denso y resulta tan estridente como campirano y hasta posee más acercamientos con su pasado metalero. En la lógica, lo más sencillo para este músico hubiese sido replicar canciones de su aclamdo “Sex”, sin embargo, King Dude se ha inclinado por dejar fluir la evolución de su música, haciendo un nuevo trabajo diferente en muchos sentidos. “Music to Make War to” es más melódico, también es más lánguido e introspectivo; a veces sigue sonando a folk oscuro, y en otras ocasiones recurre incluso al jazz y al dub sin que se pierda su aura de ser humano impenetrable. Obviamente el rock persiste, y es el leitmotiv en la mayoría de los tracks del disco, pero nunca repite la fórmula y se vale de un sentimiento más espontáneo en cada composición. Me atrevo a afirmar que este nuevo LP es un reflejo más fiel de su psique, de sus obsesiones y de la pasión que lo mueve. Se siente más personal, y no necesita ser tan estridente para invocar una notable oscuridad.

a2703893852_10.jpg

Shadow Age – Shadow Age
Finalmente después de una larga espera y un largo proceso de reelaboración, y a manera de punto final a un trabajo pendiente, publican su debut con diez tracks y una breve pero sustanciosa duración de 32 minutos. Reminiscente en dinamismo a “Silaluk” , la placa abre con el oscuro intro “The Grey” para dar paso a “Reign”, con el sello característico : la taciturna y melodiosa voz de Tyree inmersa en poderosas bases rítmicas y teclados que invitan a moverse. Una excelente apertura para un disco y seguramente un tema ideal para iniciar un concierto. Sin dar tregua “In Snow”, publicada en el anterior E.P., continúa el ataque sónico de baterías y bajos incesantes, voces como ecos distantes, guitarras con altas dosis de flanger y teclados. El primer larga duración hizo que valiera la espera, un disco lleno de fuerza, un torrente energético, con pocos espacios de sosiego, pero que dentro de ese despliegue sonoro es capaz de transmitir paralelamente un sentido de angustia existencial, contrastante con el suave, melódico Tyree, dejando una sensación ambivalente que en su conjunto nos ofrece una bella escala de grises.

a2184526425_10.jpg

Lycia – In Flickers
Este nuevo viaje es acompañado por los músicos que han formado parte del proyecto en distintas épocas: Mike Van Portfleet (voz, guitarras, sintetizadores y la programación de baterías) Tara VanFlower (vocales), a los que se sumaron David Galas (bajo, sintetizadores, programación de baterías) y John Fair ( sintetizadores, programación de baterías). In Flickers , refleja la luz mortecina de otoño , un trabajo sumamente maduro, que logra la química adecuada entre sus colaboradores, y en el que se puede apreciar el toque particular que aporta cada miembro. In Flickers es un disco en que convergen las varias líneas creativas de Lycia en su forma más madura, el álbum es sin duda una celebración de la longeva carrera de esta infravalorada banda y al mismo tiempo un ejercicio de reflexión sobre el camino recorrido. Uno de los discos imprescindibles de toda la colección de este proyecto, y sin temor a afirmarlo, de los más destacados del año.

a2256085712_10

Them Are Us Too – Amends
El regalo final otorgado a la familia y seguidores del sonido creado por Cash Askew y Kennedy Ashlyn, está compuesto por momentos sobrios, emotividad y profundidad. Habrá sin dudarlo, quienes encuentren en este álbum, algo que los emparenta con los primeros trabajos de Dead Can Dance o Cocteau Twins, sin embargo, en el camino singular de Them Are Us Too, se siente nuestra modernidad, muchas veces de sueños truncados y de aspiraciones retro progresistas. En esta última colección y epitafio de “Amends”, hay episodios firmes como ‘Grey Water’, un tórrido romance con ambientaciones oscuras. ‘Floor’, con una firmeza en sus notas sintéticas y ‘No One’, más empedernida por el darkwave elegante. ‘Amends’, el track que ha bautizado al disco, es más que un viaje por lugares remotos con montañas altas y bosques gélidos; su fijación minimalista es una absoluta revelación en un tiempo en el que todos parecen tener prisa y no se detienen a contemplar la belleza espontánea. Amends es la mejor manera de rendirle un alto tributo a un músico promisorio como Cash, quien se esfumo de manera prematura.

a2739104101_10.jpg

Whispering Sons – Image
Las canciones de “Image” fueron escritas luego de que la banda cambiara de residencia a Bruselas en 2016. Entre un tiempo agitado de gira, los miembros de la banda se encontraron con nuevas ideas para las canciones de este nuevo álbum. Inspirados en la dinámica de la ciudad, los tracks se centran en sentimientos de alienación y distancia. “Image” es un estado de quietud en el que la observación oscurece a las acciones, refleja la artificialidad de las cosas. “Image” es un ladrillazo en la cabeza, un momento para salir del letargo sin perder la fascinación por estar solo y confinarse en el mundo individual con las pocas personas que tal vez entiendan este tipo de hastío por la vida en sociedad. Whispering Sons tiene mucho ímpetu, rabia, es una banda con muy buena ejecución. Sin duda que con este disco se han puesto una vara alta y difícil de superar.

a1079009465_10.jpg

SDH – Semiotics Department of Heteronyms
El fonograma epónimo está compuesto de ocho tracks que comienzan la experiencia con ‘Your Right Hand’, un track que tiene una audacia programada y que a los veteranos nos puede recordar un poco a la música de Cabaret Voltaire o Visage, pero con un aire más nocturno, más entrado en nuestro tiempo. ‘The Scent’, por su parte es una hermosa pieza romántica de envolvente synthwave. SDH desde sus inicios ha logrado sumergirnos en un mundo estético de notas oscuras que a pesar de la melancolía que evocan, tienen la gracia de crear redención en el escucha. Es tan agradable su sonido, tal y como una nube densa que se posa sobre tu cabeza, pero que sólo deja caer una llovizna ligera con sintetizadores. SDH es una noche aislada de introspección que también posee momentos de baile; tal vez un baile personal en la solitud.

a3336452864_10.jpg

Vandal Moon – Wild Insane
La esencia de este artista es el synthpop con un fuerte arraigo a los sonidos más sobresaliente de este género, sin embargo, aunque la música de Vandal Moon revisita el pasado, tiene además la capacidad propia de ser alucinante en sus alcances retro futuristas. También hay algo de darkwave y el pop se equilibra con el goth sin que haya bordes bien delimitados. A veces Wild Insane es muy melódico, tal como recordamos a aquella década de neón y los Delorean, pero en el resumen de todos sus tracks, el disco es un éxtasis de claroscuros que al final resultan como nuestro presente; nostálgico, de progresión, de renovación, de profunda sordidez, pero también de búsqueda de cambio. Los discursos del Wild Insane de Vandal Moon son en su mayoría sobre como nos abruma la tecnología y el incesante bombardeo mediático. De hecho el primer corte del disco ‘Baby Sounds’ explica muy bien lo retorcido de nuestro mundo; es la manera precisa de explicar la distopia. ‘Computer Love’, expresa, por ejemplo esa necesidad de ser amado a través de la pantalla de un móvil, con una soledad ex profeso y siempre oprimido por el mundo virtual, al ritmo de un synthwave por demás elegante.

a1404777285_10.jpg

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.